Ni siquiera el coronavirus frena las ganas que tenemos de participar en la lotería

Ni siquiera el coronavirus frena las ganas que tenemos de participar en la lotería

Vivimos en un país en el que hay una gran tradición en lo que tiene que ver con los juegos de azar. Tradicionalmente, nos ha gustado mucho jugar a la Primitiva, a la Bonoloto, a la Lotería del Niño, al Gordo o a la Quiniela. La verdad es que nos gusta sentir las mariposas en el estómago previas a un sorteo que nos puede convertir en millonarios. Y no cabe la menor duda de que convivir con esa ilusión es algo que nos agrada y que explica esta tradición que de la que venimos hablando.

Para ilustrar lo que venimos diciendo, vamos a tirar de una estadística publicada por el portal web Statista en la que se informaba del porcentaje de población que invirtió dinero en juegos de azar en nuestro país en 2019. El 65’9% de los hombres y el 61’2% de las mujeres invierten en ello de manera presencial, mientras que un 9’1% de los primeros y un 4’2% de las segundas lo hace de un modo online. Lo que es evidente con estos datos es que existe un gusto por el juego de azar y que la lotería es siempre vista como una gran oportunidad por parte de los españoles y las españolas.

En una noticia, la agencia de noticias Europa Press informaba de que el 76% de la población adulta de nuestro país suele comprar Lotería de Navidad todos los años. Esto equivale nada más y nada menos que a 24 millones de personas. Se trata de una cifra realmente potente y que deja claro que lo que estábamos comentando acerca de la tradición por el juego de azar en España es algo tan real como la vida misma. Es evidente que nos gusta la lotería y que va a seguir siendo inherente a nuestra personalidad de cara a los próximos años.

Ni siquiera la pandemia nos ha hecho reprimir nuestro deseo por jugar a la Lotería en España. Estamos hablando de mucho más que una costumbre que los españoles ya tenemos interiorizada. Los profesionales de La Diosa Fortuna nos han comentado que el año pasado se jugó prácticamente lo mismo que durante los años anteriores (en los que todavía no habíamos tenido noticias del coronavirus) y que eso indica que este año las cosas van a ir por el mismo camino. Solo el tiempo nos puede dar la razón, pero lo que es obvio es que son muchas las personas que, de cara al final de este año, quieren convertirse en millonarias.

Los españoles jugamos con responsabilidad

Lo que os hemos comentado hasta ahora no quiere decir que los españoles estemos enganchados al juego. No, nada de eso. De hecho, siempre nos hemos caracterizado por mostrar la máxima de las responsabilidades en lo que tiene que ver con los juegos de azar aunque sí que haya tradición por participar en eventos de este tipo. Este tipo de valores, el de la responsabilidad, es imprescindible a la hora de garantizar un juego sano y que de verdad nos permita no tener que depender de este asunto.

Las instituciones públicas están haciendo, desde nuestro punto de vista, un gran trabajo en ese sentido. Son muchas las campañas que se emiten año tras año para concienciar a la gente acerca de la importancia que tiene la responsabilidad en asuntos como de los que estamos hablando. Y creemos que son campañas que están dando un gran fruto a todos los niveles. Desde luego, son necesarias e imprescindibles para que la gente sea consciente de que, jugando de una manera sana, podemos respirar más tranquilos.

Una tradición con todo el futuro del mundo

Podemos decir que jugar a la Lotería es algo que va a seguir siendo habitual entre la población de nuestro país de cara a las próximas décadas. De cara, por ejemplo, al 22 de diciembre, somos muchas las personas que, solamente por compromisos, ya llevamos algún número. Y, si somos miembros de una asociación, es probable que incluso nos dediquemos a vender los boletos que va a jugar nuestra organización. A muchos y muchas os sonará esta manera de hacer las cosas. Es algo que se lleva haciendo de esa manera durante años y años.

De cara al 22 de diciembre, muchas personas ya tendréis a vuestra disposición los números con los que vais a jugar en el sorteo del Gordo de Navidad. Y seguramente ya estéis rezando todo lo que sabéis para que vuestro número sea uno de los agraciados en el sorteo que puede cambiar vuestra vida y la de todas las personas que se encuentran a vuestro alrededor. Cada cual tiene sus rituales y lo verdaderamente importante es tomar parte en eventos de este tipo que, más allá de traer suerte a unos pocos, también sirven para que todas las personas tengamos siempre esas mariposas en el estómago que siempre van inherentes a cualquier tipo de lotería.

 

Deja una respuesta