Verano: vacaciones y mascotas

Verano: vacaciones y mascotas

Llegó el verano, y con ello el calorcito, las vacaciones y las fiestas de verano en ciudades y pueblos. Lo que para muchos es la mejor época del año, lamentablemente  ésta también coincide con el peor momento para las mascotas de muchos hogares.

Son muchos los que cada vez que planean unos días de vacaciones se encuentran con el problema de qué hacer con sus mascotas.  La verdad es que aunque cada vez hay más oferta y posibilidades para viajar con las mascotas, todavía sigue suponiendo un problema, existen muchas limitaciones para hospedarse con animales, viajar en transporte público junto a tu mascota y acceder a muchos lugares con ellos.  Cuando se busca un alojamiento frecuentemente, cuando te dan la posibilidad de alojarte con tu mascota, tienes que pagar un suplemento por hacerlo.

Si tienes mascota, no los dejes, viajar con ellos es una maravilla

Otro gran problema a la hora de viajar con nuestros amigos peludos es el tema del transporte. Frecuentemente nos encontramos con el dilema de si viajar en coche, tren o avión. Hay quien no puede soportar la idea de separarse de su amigo debido al miedo de no saber cómo va a viajar nuestra mascota, cómo va a estar atendido y el acondicionamiento del lugar donde va a  ir recluido. Si viajamos en coche el animal tiene que ir bien asegurado en un transportín en el que vaya seguro él y no pueda provocar distracciones ni daños al resto de ocupantes del vehículo en caso de accidente. Lo complicado de este asunto es que normalmente un transportín junto el equipaje suponen una falta de espacio importante en el vehículo junto a los ocupantes.

En el caso de querer viajar en tren nos encontramos con el problema de que la posibilidad de viajar con nuestra mascota está limitado al peso del animal, resulta que tan solo los animales pequeños pueden viajar en tren, animales medianos o más grandes no tienen opción de hacerlo. Esto es un atraso importante que Renfe debería hacerlo mirar y cambiarlo en breve.

Si resulta que nuestro destino requiere de viajar en avión, más vale que elijamos bien la compañía con la que viajar, de esto nos advierten desde la empresa  Animales por avión del grupo Star Cargo, porque no sería la primera vez que se producen problemas con el acondicionamiento del habitáculo donde viajan los animales. Además más de una vez se ha producido algún incidente debido a la dejadez de atención hacia los animales que son tratados como un bulto más, una maleta, en lugar de como un viajero más. Esto a lo que nos referimos ha provocado más de una vez que el animal se haya perdido, escapado por las pistas de avión, o se hayan deshidratado al soportar las altas temperaturas rodeados de maletas esperando a ser subidos al avión, o bien congelados de frío por ser “almacenados” junto al resto de bultos en las bodegas en cualquier sitio no pensado para ellos.

Otra problemática que aparece en verano son los descuidos que se producen a l ahora de llevar el animal en el coche. Más de uno trata al animal como si fuera un objeto sin reparar en que un coche en verano alcanza altísimas temperaturas, en cuestión de 5 minutos el animal puede deshidratarse y morir, falta mucha concienciación sobre este tema, los animales son igual que nosotros, si nosotros no podemos soportar estar dentro de un coche en verano, tampoco nuestros animales, hay que recordarle a quien lo olvide de que se tratan de seres vivos, al igual que no dejaríamos a una persona como pudiera ser un niño esperando en el coche, tampoco debemos hacerlo con el animal. Precisamente estos días la Policia, desde sus redes sociales, está recordando lo que debemos hacer si vemos a un animal encerrado en un coche, deberíamos  fotografiar la situación del animal e inmediatamente llamarles a ellos para que sean los que acudan a liberar al animal, en principio no está permitido romper la ventanilla del vehículo para sacar al animal.

Y  finalmente nos encontramos con la cuestión del abandono, un problema endémico en este país y que en verano llega a triplicarse. Somos un país en el que los niveles de abandono, lamentablemente, son altísimos, muchas personas acaban abandonando al animal porque no saben qué hacer con él en verano. Si bien es cierto que quien abandona es porque no tiene moralidad y realmente no entiende su relación con el animal como una relación de afecto y necesidad como si se tratara de cualquier otro miembro de su familia, cuando llega el verano parece ser que llega la gota que llena el vaso. El cuidado de un animal debe ser constante durante toda la vida de éste, debemos de cuidarles y preocuparnos por su salud todo el año, quien tiene una mascota y lo ve como un miembro más de su familia, no lo deja solo en casa, sale con él a pasear, se lo lleva de terraceo, a casa de otros familiares, se preocupa de ir a lugares pets friendly…..no es cuestión de una época, no es cuestión de verano, es cuestión de todos los días del año de la vida del animal al igual que haríamos con cualquier otra persona de la familia. Es por estas razones por las que podríamos decir que quien abandona al animal en verano es porque no mantiene un buen cuidado del animal, un abandono no sucede de un día para otro, lo que sucede con estos abandonos es que el animal es un estorbo hasta el punto de llegar el momento de irse de vacaciones y preferir deshacerse de la mascota antes que contar con él a la hora de hacerlo.

En definitiva, lo que se puede deducir es una increíble falta de responsabilidad y concienciación de lo que supone tener a nuestro cuidado un animal, a la hora de adoptar una mascota debemos tener muy claras cuáles son nuestras responsabilidades para con ellos, un animal no es ningún objeto al cual poder dejar de lado según nos plazca, no debemos olvidar de que somos todo su mundo, de que dependen absolutamente de nosotros para todo y de que ellos nunca lo harían, abandonarnos.

Deja un comentario